DC – Liga de Super Mascotas de Jared Stern y Sam Levine

Se estrena en cines argentinos la película animada que sigue las aventuras de Krypto, el perro de Superman, y sus superamigos.

Hemos visto la historia del origen de Superman en Superman de 1978 y recientemente en Man of Steel.  Sin embargo, nunca hemos visto la historia de origen del mejor amigo de Superman: un labrador llamado Krypto. Ahora, en la era de los Vengadores, las Ligas de la Justicia y los Guardianes de la Galaxia, llega un nuevo equipo de superhéroes para ayudar al mundo en esta nueva película animada de DC.

The Rock le da voz a Krypto, un canino superpoderoso que se escapó de Krypton junto a Kal L. . Tiene una relación clásica y amorosa con Superman y, al igual que su dueño, cuenta con una identidad secreta con anteojos llamada Bark Kent. Pero también los dos kryptonianos se dedican a salvar a la humanidad y a luchar contra los villanos que acecha Metrópolis. Sin embargo, Krypto comienza a sentir celos de la creciente relación entre Superman y Lois Lane, y le preocupa ser reemplazado. Ese no será el principal inconveniente, porque cuando la Liga de la Justicia es secuestrada Krypto pierde los poderes y deberá unirse a un grupo de animales de un refugio local encabezado por un boxer llamado Ace (Kevin Hart), quienes acaban de adquirir nuevos poderes, que le servirán para rescatar a los superhéroes en peligro.

Krypto y Superman forman parte de DC Liga de Super-Mascotas.

Encabezado por Johnson y Hart en las voces, DC Liga de Super-Mascotas también incluye a Kate McKinnon, John Krasinski, Vanessa Bayer, Diego Luna, Keanu Reeves y Natasha Lyonne, quien se roba los mejores momentos al dar voz a Merton, una tortuga que adquiere superpoderes al estilo de The Flash y responsable de algunos de los momentos más divertidos de la película. El film apela a la autoparodia del mundo de los superhéroes trasladándolos a situaciones de la vida cotidiana, algo que ya vimos en The Lego Batman Movie (John Whittington, uno de los guionistas participó en ambas) y retoma el concepto de humanizar a las mascotas para explorar su relación con los seres humanos, que también vimos en La VIda Secreta de las Mascotas. Pero a pesar de no ser novedosa es una divertida película familiar, con una buena construcción de cada uno de los personajes y sus motivaciones, dos villanos no humanos muy originales (el despiadado conejillo de indias y un tierno gatito), muchos gags sobre producciones anteriores de DC y buenos momentos de acción animada.

Nuestra puntuación
Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *